Seguidores

lunes, 2 de septiembre de 2013

Algunos calamares y pocas lubinas

Estos dias no hay mucho tiempo para ir de pesca, ocupaciones familiares lo impiden, pero siempre que podemos y la mar lo permite aprovechamos para surcar los mares.

En las últimas salidas hubo suerte con los calamares ¡Ya era hora! lástima que no me di cuenta de sacar fotos de la pesca.

Las lubinas las tengo perdidas de vista y eso que después de la pesca de los calamares intenté llevarme alguna a casa, pero solo alguna pequeña mordió el señuelo así que devuelta al agua para seguir creciendo.

video

martes, 6 de agosto de 2013

Buen día...para tomar el sol

El pasado domingo día 4 de agosto era la última oportunidad -hasta la próxima semana- que tenia para tantear a las lubis y tal vez a los calamares que tan negados están para mi este año, así que madrugón al canto y marinero a la mar.

Llegué al alba al caladero de calamares y ya había media docena de embarcaciones dándole para arriba y para abajo a los señuelos, los observo y nana de nada, veo a lo lejos otra embarcación, es la de mi amigo "El Paredano", y ya cuando me acerco a él me hace un signo negativo con la mano, así que decido tantear otros mares mas alejados.

Al llegar a ellos, hay un bote local con tres personas abordo dándole a las poteras, me alejo un poco de ellos y lanzo mis artilugios...10 minutos, 20 minutos, media hora ¿Habrá calamares por la zona? -Me pregunto- porque no se se sacar ni uno, pero ya se sabe lo que pasa con estos sabrosos animales, de repente pueden aparecer y hacemos una buena pesca...

Lo siento... me voy a las lubis... que el sol empieza a tomar fuerza y luego ni uno ni otro ya que el día tenía un pronóstico soleado como así fue, solo había que ver las playas cargadas de gente tomando el sol y piragüistas y otros disfrutando de la mar.



Puestos a la faena la primera pieza que pesco al curri es un Sanmartin yo creo que es el pez mas feo y a la vez el mas sabroso de todos los que pesco.

La jornada, nada apropiada para este tipo de pesca por el radiante sol que iluminaba en demasía, se fue desarrollando sin incidencias, salvo un desenganche de una bastante guapa que ganó la pelea, el resto pasaron la borda del Itaca.

Dejé para el final la pesca de unos sargos, los justos para una hornada con cebolla y patatinas ¡uhmmm...!


En fin ¡Hasta la próxima compañeros de fatigas y buena pesca para tod@s!

Variado para no variar.

Otro dia mas de pesca en el Itaca ¡Hay que aprovechas el tiempo!

Esta vez en compañía del grumete, que se las prometía muy felices con un señuelo nuevo que le gustaba mucho. ¡Vaya si tenia razón! Las mejores piezas entraron a él.

En fondos de mas de 10 m subió el precioso dentón por él para a continuación dirigirse a toda máquina otra vez al fondo ¡Como cantaba el carrete! ¡Como pelean estos peces! ¡Que fuerza tienen!



La pesca a spinning  continua, trabajando con ganas, pero solo alguna pequeña -que se salvó, al ir de nuevo a su elemento- Nos esta costando trabajo hasta que una guapa quiso complacernos con su lucha. No es que sea para tirar cohetes pero nos alegró el día.


Al final decidimos pescar unos sargos para cocinarlos al horno con mucha cebolla y patatitas ¡uhmmm...! ¡Que ricos están!.

Bueno amigos este es el resultado de la pescata, el próximo día tendré que llevar unas julias a casa pues si se entera mi suegra que las devolvía al mar  (con lo que a ella le gustan) se enfada conmigo.




Lubina al curri

El dia 1 de agosto el mar en Luarca se encontraba bajo mi punto de vista ideal para tantear a las lubinas. Un mar de fondo liviano que permitía acercarse a sus cazaderos con seguridad y un cielo nublado que acentuaba la eficacia de los señuelos.

Así sin muchas pretensiones, me dediqué al currican y aparte de otras piezas menores que fueron devueltas al agua, me quedé con esta preciosidad de 5 kilos. Que por cierto, nada mas caer en la bañera del Itaca, se soltó del señuelo. La fota la saqué en casa pues ese dia pescaba en solitario.


Por un motivo o por otro el Itaca no se movió de las amarras para ir de pesca hasta el día 25 del pasado julio, con un montón de cosas nuevas que probar y experimentar.

Salimos a tantear y el resultado fue este.


No es que sea para tirar voladores, pero es lo que hay y fue suficiente para quitar el óxido a los carretes.

miércoles, 10 de abril de 2013

Lubinas mordisqueando una sepia


Ya que el viento fuerte y desagradable no invitaba a navegar estaba dando un paseo por el puerto cuando observé que una jibia de gran tamaño (unos 40 centímetros de caparazón) flotaba muerta balanceándose sobre las olas.

No debía llevar mucho tiempo muerta ya que su librea estaba totalmente coloreada y no blanca como se van quedando cuando pasa el tiempo. Menuda jibia me dije, es de las grandes...cuando observé que algo emergía del fondo y se acercaba a ella...

Tranquilamente y sin asustarse lo mas mínimo de mi presencia aparecieron dos hermosas lubinas que calculo tendrían de peso la mayor 3 kilos y la mas pequeña 2,5 kilos. Llegaban mordisqueaban los tentáculos un poco (no creo que se llevaran nada) tirando de ellos...marchaban...volvían al poco... y así estuvieron un gran pedazo de tiempo hasta que las gaviotas se percataron y decidieron participar en el festín y esas si que comieron sepia.


lunes, 11 de febrero de 2013

Como la mar no nos deja navegar en busca de peces, hay que investigar nuevas técnicas. Voy a probar en el puerto de Luarca.


miércoles, 16 de enero de 2013

Nuevas técnicas

Cada día aparecen nuevos materiales para la pesca, algunos son mejoras de los ya existentes y unos pocos son innovadores bien porque son totalmente nuevos o porque sus características los hacen dar un paso hacia adelante con respecto a los demás.


Hace tiempo, estando viendo el canal de Caza y Pesca por la tv, presentaron un señuelo o mejor dicho un portacebos que a mi me resultó cuando menos curioso y ofrecieron unas muestras gratis para los primeros que las solicitasen. Así que animado por la curiosidad las solicité y ¡Aquí están!


Una vez analizado en detalle veo que es como un estuche transparente donde se puede introducir un cebo natural, por ejemplo una sardina pequeña que por olor y características me parece lo mas apropiado, este cebo podrá ser arrastrado por la embarcación (currican) o bien lanzarlo y trabajarlo  como un señuelo de los clásicos.



A priori y hasta que mejore el mar un poco y lo pueda analizar in situ, creo que la principal cualidad es que pescamos con un cebo natural que desprenderá olores atrayentes, lo que no se hasta que pueda probarlo es si los movimientos que pueda producir serán lo suficientemente atractivos para incitar a los depredadores a pegarle un bocado.







sábado, 5 de enero de 2013

Congrios y sargos

Llevábamos una temporada sin salir a pescar, cuando no eran obligaciones inaplazables era que se ponía mala mar, así que esta vez aprovechamos para salir un poco a matar el gusanillo.

La idea era zarpar al amanecer -como le gusta madrugar al grumete- para calar un poco al congrio y después ponerse un poco a fondo a por los sargos que nos habían comentado que los había de buen tamaño.  Tengo que aclarar que esta salida se hacia en el Santa Olaya, es decir que la zona de pesca se realiza por Candás y no por Luarca que es donde está atracado el Itaca.

Dicho y hecho, madrugón y nos dirigimos al puerto donde vemos la gran afición que existe puesto que hay desfile de pescadores por los pantalanes preparando la jornada. El mar está estupendo, la previsiones daban olas de dos metros o un poco mas, pero en realidad hay bastante menos y si no fuera por el frío que hace parecería una jornada veraniega.



Preparamos los aparejos para el congrio y zarpamos raudos al petón que teníamos previsto para la pesca, una navegación tranquila, llegamos, observamos las deriva y fondeamos. La sonda mostraba poca actividad, pero para esta pesca creo que no importa mucho, así que aparejos al agua.

Al poco la caña de Segis da señales de que algo mordisqueaba el cebo, espera un poco, se prepara y tira con todas sus fuerzas clavando al bicho, bombea una y otra vez cuando a media agua se desengancha ¡Vaya, empezamos mal!

Aparejos de nuevo al agua y a esperar, levanto el mío para ver el cebo y sale una tonelada de pulga que se cae por la bañera, así que toca limpiar después de colocar el cebo y devolverlo al fondo. Enseguida Segis siente otra picada, esta vez hay mas suerte y el bicho llega arriba y le metemos gancho rápidamente.



Ahora veo que la puntera de mi caña tiembla pero no de miedo ni de frío sino que otro congrio está desayunando mi cebo, le dejo un poco de tiempo, tenso con suavidad, me preparo y tiro con todas mis fuerzas. Ya se sabe que hay que levantarlos pronto del fondo para no dar la posibilidad de que se encueve, así que sin cuartel para arriba bombeando, ya el freno estaba regulado para cuando el bicho pegaba unas cabezadas y si se quería ir soltase un poco de trenzado agotándolo mas. Poco a poco para arriba,  gancho y abordo.



Parecia el momento y así era ya que Segis me comenta que están picando en su caña, así que nos preparamos para una nueva captura y para poder filmar un poco con el móvil que se nos había olvidado registrar estos emocionantes momentos. Mismo protocolo, misma acción, pero la verdad me resultaba muy difícil filmar y meter gancho, así que la filmación no es muy buena ya que se necesita estar muy atento con los congrios, con su fuerza pueden soltarse en el último momento.





Decidimos que ya está bien de congrio y nos ponemos un poco a los sargos, estaban un poco ralos, es decir entraban de uno en uno cada cierto tiempo, como compensación eran de buen tamaño y el pescado "colorao" no nos dio mucho la lata, eso si no podía faltar el cabracho miniatura de rigor, que esta vez fueron dos y tuvieron suerte porque no tragaron y la presión tampoco les afectó, así que haber si crecen para el próximo día.




Para terminar cambiamos de posición y fuimos a probar si las lubis estaban por la labor, pero después de media hora sin sentir nada decidimos dar por terminada la jornada.





Bueno amigos eso fue todo vamos a visitar a los Reyes Magos de Oriente a ver si nos traen salud para el año entrante.



Felices fiestas para todos y que el 2013, nos traiga salud, trabajo y amor